headerphoto

Los de la última

Esta chirigota  empezó en 2014 con "la comparsa está muy vista” En  2015 fueron "y ahora un coro", en 2016 no salieron y  este año van de última cena. La verdad es que me encantan las chirigotas que escribe Juanma Vera. Me pasa como con el Real Madrid, hay algo más que objetividad. Me gusta que sean jóvenes, que contagien la alegría, que vayan a pasárselo bien. La chirigota de este año, los de la última es un canto a la diversión, pero también al alcohol, al sexo, a la amistad, al carnaval y al buen rollo.

Se pueden contar varias anécdotas que reflejan estas características. Por ejemplo su hermano Álvaro ha pedido vacaciones para venir a cantar en ella, previamente Juanma le había mando las letras por el móvil y él se las había aprendido. En cuanto a música han mejorado bastante. Se nota la ayuda del Guardita, y sobre todo las aportaciones en el último mes de los Caleros. Otra cosa a destacar es lo que le gustó al público, y sobre todo a ellos, el espectáculo que les montó Pelukas padre para la actuación del teatro y que Gregorio, el hijo del viento hablando, saliera como camarero. La que liaron en el teatro con la última cena o con la burra en la Alameda también quedará en los anales de esta chirigota. Pero a mí lo que más me gustan son sus letras. Otra cosa que me gusta es que los conozco a todos, han pasado por el IES la mayoría, y de trece seis son de la Yeguada (aunque uno sea de los Badalejo “pero es como de la Yeguada, je, je, je, je” Tanto en la presentación como el popurrit explotan el tipo hasta sus últimas consecuencias. Alaban que Jesucristo sea tan “divino/es que convierte el agua en vino” o piden que “comience la fiesta ya que hoy vamos a reventar”. 



Como el resto de las agrupaciones de este año en el carnaval de Benalup-Casas Viejas llevan cuplets y pasodobles de carácter local y otros general, para utilizarlos dependiendo donde actúen. Los de temática general se refieren al sexo, en el primero hablan de su tipo y de lo larga que la tienen, y el segundo de la china que la pela. A mí me gustan más, como siempre, los de carácter local. El del disfraz del año pasado de Guardia Civil es muy bueno, rematando con un ingenioso verso: “que si me visto de negro pueden pensar que la tengo larga”. Tres temas recurrentes para casi todas las agrupaciones locales también los abordan ellos; la oratoria de Gregorio, el radar de la policía municipal  y el pucherazo en el Facebook a cuenta de la fecha de la celebración de la cabalgata.  Aun siendo chirigota las letras que más me han impresionado son las de los pasodobles. El mismo Juanma lo dice: “A mi y creo que te lo imaginaras el pasodoble que más me gusta es el de la Yeguada, junto al de mi madre que también me gusta mucho. La verdad que este año de los pasodobles es de lo que más orgulloso me siento, ya que me encantan todos pero si me tengo que quedar con uno me quedo con el de la Yeguada porque llevaba mucho deseando cantar a mi pueblo”. Efectivamente el pasodoble de la Yeguada es muy bueno y vuelve a quedar de manifiesto que las relaciones de Casas Viejas con Malcocinado siempre han sido, son y serán fraternales y especiales. Hay otro a la amistad, que es una especie de segunda presentación, pues va muy acorde con el tipo. El de su madre también es muy emotivo. Otro a Andalucía y el último es una crítica al pueblo benalupense porque no pone el interés al carnaval cantado que a ellos les gustaría. 



Me dice Juanma Vera, que como tantos otros jóvenes, dentro de una semana se va a trabajar fuera, en este caso a Barcelona y está en el aire si el año que viene saldrán. Una mala noticia. No obstante, hasta el año que viene tiene que llover todavía bastante, mientras tanto disfrutamos esta fiesta temporal que es el carnaval, hagámosle caso en sus consejos y disfrutemos de este pedazo de chirigota como si fuera la última vez.
Un verso
Que hoy se va a liar
Dos versos
Solo puede comer conejo...
"Pues esta noche me voy a hartar"
Tres versos
Y puede ser que me vaya sin pagar
y que deje la cena "fia" y con resaca mañana
yo diga en la cama... ya no bebo más!!
Cuatro versos
Pues vámonos de fiesta anímate,
cubatas en Gregorio y después
Marente, Tato, el Sitio y el Marín
y si ya no hay más bares pues a repetir
Cuatro versos
Mi pueblo huele a puchero y a horno de leña...
tiene su aroma fresco que dan las flores,
por eso trabaja del campo y así el pueblo vive
de manchar sus manos y echarle sudores.
Cinco versos
Mi pueblo es un monumento atado a otra ciudad
usadapor traidores que nos dieron la patá
a mi tierra y a mi gente...
Yeguada la llamo yo, y aunque me digan que no,
para mi es independiente
Siete versos
Ojalá los pequeños se empapen de carnavales,
pero de este que suena y que salgan a la calle
pintaos dos coloretes, con ganas de pasacalles,
que sientan el veneno tan dulce de carnaval,
que vivan el tres por cuatro con nudillos al compás
para que al llegar febrero...
de nuevo podamos ver, que el pueblo ha vuelto a ser otra vez carnavalero.